Inicio Cirugía Estética Operación de várices

Operación de várices

Por -
0

Una operación de varices o safenolisis es la escisión y ligación de las venas varicosas, en el procedimiento se suelen eliminar las varices porque son grandes, dolorosas y afectan la apariencia de sus piernas.

varices

Durante la cirugía:

La ligación y extirpación también se conoce como safenectomía o safenolisis y es llevada a cabo bajo anestesia general. Esto significa que el paciente estará dormido durante todo el procedimiento. La cirugía puede durar de una hora a una hora y media, dependiendo del procedimiento a realizar y si se realiza en una o ambas piernas. La cirugía de venas varicosas se realiza de forma ambulatoria, es decir, el paciente no tiene que pasar la noche en el hospital.

El procedimiento se utiliza para eliminar la vena safena de las dos piernas. El cirujano hace dos incisiones de aproximadamente 5 centímetros de largo, una en la ingle y otra en la parte inferior de la pierna, ya sea cerca de la rodilla o el tobillo. El cirujano ligará la vena dañada por medio del corte que se realizó en la ingle y esto detendrá el flujo de sangre.

Posteriormente, utilizando un cable delgado y flexible, se extirpará cuidadosamente la vena varicosa a través de la incisión que se realizó cerca de la rodilla o en el tobillo.

¿Cómo prepararse para una cirugía de várices?

El cirujano le explicará cómo prepararse para el procedimiento. Por ejemplo, si usted fuma, su médico le pedirá que deje de hacerlo, ya que el fumar aumenta el riesgo de contraer una infección, lo que hará que la recuperación sea más lenta. Asimismo, el médico le dará instrucciones para realizar la cirugía en ayunas, esto significa que usted no puede comer ni beber nada durante las 6 horas previas a la cirugía.

El cirujano también le explicará lo que va a ocurrir antes, durante y después del procedimiento, además de cualquier dolor que esto probablemente dará como resultado. Durante este tiempo, es importante que el paciente aclare cualquier duda que tenga acerca de los riesgos, los beneficios y el procedimiento en general.

Estar bien informado sobre la operación le ayudará a tomar la decisión correcta antes de someterse a cualquier tipo de procedimiento.

La enfermera le preparará para entrar en la sala de operaciones, es posible que deba suministrarse un anticoagulante llamado inyección de heparina.

Después de la cirugía:

El paciente debe descansar hasta que los efectos de la anestesia hayan desaparecido, en algunos casos es necesario tomar analgésicos para aliviar el dolor después de que pasa su efecto.

También se recomienda a los pacientes utilizar medias de compresión, esto ayudará a mantener una circulación normal dos semanas después de la cirugía. Antes de regresar a casa, la enfermera le dará toda la información necesaria para el cuidado de las heridas y probablemente programará una cita para revisar la operación. Es importante que un amigo o familiar le ayude en el traslado a su casa después de la cirugía, y se quede con usted por lo menos durante 24 horas.

La recuperación:

En caso de que el paciente sienta dolor, se recomendará tomar analgésicos tales como paracetamol o ibuprofeno, para los cuales no se necesita receta médica.

La anestesia general afecta temporalmente la coordinación y la capacidad de razonamiento, es por esto que el paciente no debe ingerir alcohol o manejar maquinaria pesada, ni firmar documentos legales 24 horas después de la cirugía.

Algunas cosas importantes que el paciente debe tener en cuenta durante la recuperación:

+ No se recomienda hacer ejercicios extenuantes o levantar objetos pesados ​​durante unas semanas.

+ No es aconsejable permanecer en una misma posición durante las primeras semanas.

+ Cuando el paciente está sentado, es necesario mantener los pies elevados, esto ayudará a prevenir la inflamación de las piernas y reducir la presión sobre las heridas.

¿Existen riesgos?

Al igual que con cualquier procedimiento quirúrgico, existen riesgos asociados a la operación de varices. Las posibles complicaciones de cualquier cirugía abarcan una reacción inesperada a la anestesia, infección, sangrado excesivo o coágulos de sangre, los cuales generalmente se desarrollan en algunas venas de las piernas.

Efectos secundarios:

Los efectos secundarios son temporales, por ejemplo, el paciente puede sentirse peor después del procedimiento debido a la anestesia. Los efectos secundarios que se presentan después de la cirugía son los siguientes:

+ Dolor, hinchazón y moretones que generalmente desaparecen después de una o dos semanas.

+ Pequeñas cicatrices visibles debido a los cortes hechos, éstos se desvanecen con el tiempo.

No son complicaciones específicas ni comunes después de una cirugía de varices, pero pueden presentarse las siguientes:

+ Daño a los nervios de la piel. El paciente puede sentir que algunas zonas de las piernas están entumecidas, extremadamente sensibles o con dolor. Esto mejorará en unas pocas semanas o meses.

+ Pueden aparecer pequeñas protuberancias que se forman cerca de la línea de donde se extrajo la vena. Estos por lo general desaparece en cuestión de semanas.

+ Daños en las venas profundas de las piernas. Esto es muy raro, pero el paciente puede necesitar una segunda cirugía para reparar cualquier vena dañada.

Aunque la mayoría de los pacientes no requieren tratamiento adicional después de la cirugía, es posible que en algunos casos vuelvan a aparecer las varices.

Sin comentarios

Dejar un comentario